Las victimas de accidentes de trafico no están solas

Sufrir lesiones graves en un accidente de tráfico es un hecho traumático que cambia la vida de quien lo sufre y de sus allegados de manera definitiva, haciendo que su vida no vuelva a ser la de antes.

En A de Ayuda Trafico tratamos de ayudar psicológicamente a las victimas a aceptar y adaptarse a su nueva situación, muchos de ellos sienten gran frustración ante unas lesiones que les van a limitar para el resto de su vida, y de las que en muchos casos no tienen ninguna culpa ya que se las han provocado terceros.

Evidentemente no podemos hacer que las cosas no ocurran, pero sí podemos ayudar al lesionado a aceptar su nueva vida tras sufrir el accidente. En A de Ayuda Trafico intentamos que el lesionado se sienta comprendido y sienta que tiene el apoyo no sólo de su familia, sino también de la sociedad en la que tiene que vivir con las secuelas del accidente de tráfico.

Desde nuestra fundación prestamos apoyo psicológico a las victimas y sus familiares, manteniendo un seguimiento en el tiempo, les informamos de ayudas y prestaciones técnicas si el accidente ha mermado sus facultades, colaboramos con ellos en  su búsqueda de empleo, les orientamos en materia legal, etc…

 Es importante que las victimas no se sientan solas, ese es nuestro objetivo.

La importancia de la ayuda psicológica en el lugar del accidente.

Beneficios de la intervención psicológica precoz en niños tras un suceso traumático

Como todos sabemos un accidente de trafico es un momento de crisis, esto significa que es un suceso que amenaza el equilibrio personal de la victima, por eso queremos hablaros de la importancia de la ayuda psicológica en el lugar donde se ha producido el accidente.

Si desde el primer momento la víctima de un accidente de tráfico recibe ayuda psicológica, conseguimos que:

• Puedan recuperar antes el equilibrio emocional roto tras el accidente.

• Evitamos que sufran secuelas psicológicas permanentes.

• Facilitamos el control de la situación y por tanto, del control de sus reacciones emocionales.

La misión principal  de los psicólogos expertos en emergencias es ayudar a la victima  que ha sufrido el accidente a dar pasos concretos para enfrentarse con la crisis, lo cual incluye el control de los sentimientos y de las emociones negativas de la situación.

Este objetivo gira sobre tres puntos clave de ayuda, que consideramos fundamentales:

– Restablecer la sensación de control de la víctima.

– Reducir su aislamiento, mediante una conducta acogedora, que disminuya el ambiente hostil y doloroso en el que se encuentra.

– Tratar de disminuir los sentimientos de desesperanza e indefensión de las víctimas ayudándolas a afrontar el presente y el futuro.

Algunas de las fobias que pueden llegar a provocar los accidentes de trafico es la imposibilidad de poder volver a subir a un coche o viajar en transportes públicos, llegando en los casos extremos a no querer salir a la calle. Estos casos se suelen dar en gente adulta, más que en niños, teniendo estos últimos una posibilidad de recuperación más rápida.

Pasos a seguir tras sufrir un accidente de tráfico leve

Tras sufrir un accidente es fácil que nos asalten dudas de como actuar o cómo cumplimentar los partes de los seguros de coche. Son situaciones incómodas a las que nos tendremos que enfrentar. Sin embargo, existen una serie de pasos a seguir que facilitarán en gran medida las cosas.

  • Apartarse de la calzada, ponerse el chaleco reflectante que lleva en el coche y señalizarlo correctamente para no obstaculizar el paso de los otros vehículos.
  • Sea quien sea el culpable es mejor no discutir ya que son momentos de mucha tensión. Realice el parte amistoso con el contrario, y siempre que sea posible, es muy útil realizar una fotografía del lugar del siniestro. Si el contrario se da a la fuga o no quiere realizar el parte tomaremos los datos y llamaremos a la policía.
  • Si el accidente ha causado algún herido, por leve que parezca, hay que llamar a emergencias (112) y tomar nota de sus datos. Si tras el accidente no hay dolor es conveniente igualmente ir al médico para que realicen un chequeo y comprobar que todo está correcto. Hay patologías como el esguince cervical que pueden aparecer posteriormente.
  • Dispone de 72 horas desde el momento del accidente para acudir al médico, de lo contrario podría perderse la indemnización.
  • Contratar los servicios de un abogado independiente al seguro del automóvil porque este velará por los intereses del cliente y nunca por los de la compañía.
  • Guardar toda la información médica relevante del caso porque llegado el momento tanto el médico del seguro, como el médico forense pueden solicitarlo.
  • En caso de accidente de tráfico yendo o volviendo del trabajo es muy probable que lo consideren accidente “In itinere” y sea la mutua de su trabajo quien efectúe el posible tratamiento de lesiones tras el accidente.
  • Por ley usted puede elegir el centro al que acudir ya se a un centro público o privado con coste cero para el conductor no culpable, y para los pasajeros de los vehículos implicados.

Y como siempre para cualquier duda Fundación A de Ayuda Trafico esta a su disposición en el teléfono 900 374 009

La Fundación A de Ayuda y la Consejería de Sanidad de Castilla y León firman un convenio para apoyar y asesorar a las víctimas de accidentes de tráfico.

El presidente de la Fundación A de Ayuda Tráfico, José Ignacio Doval, y el consejero de Sanidad, Antonio María Sáez, firmaron el pasado 18 de junio el documento para prestar  de forma gratuita orientación, apoyo y asistencia a las personas que sufran un siniestro y a sus familiares.

Las necesidades del lesionado en accidente de tráfico no se limitan únicamente  a la atención médica, ya que  tanto para la victima como para su familia surgen numerosos  interrogantes derivados del desconocimiento que conlleva una situación desconcertante y complicada como esta. Por ello, la Consejería de Sanidad ha considerado necesario establecer alianzas con entidades que colaboren en mejorar la atención y orientación a los accidentados y a sus familias, para que retomen lo antes posible su vida y sus actividades habituales después de sufrir un accidente.

El convenio se concreta en facilitar la presencia de técnicos de la Fundación A de Ayuda Tráfico en los centros hospitalarios de Sacyl con la finalidad de dar soporte directo a los accidentados tanto vía telefónica como de forma presencial en el propio hospital. Asimismo, ofrecerán apoyo psicológico tanto al accidentado como a sus familiares.

También se encargarán del asesoramiento necesario en materia legal y de derechos de los accidentados (coberturas de pólizas de seguro, indemnizaciones, reclamaciones, asistencia jurídica, peritajes, medicina legal, etc.)

Todos somos victimas

asistencia-accidentado-trafico-fundacion-a-ayuda

En muchos casos tras un accidente lo primero que hacemos es tratar de buscar un culpable, cuando la realidad es que, dejando aparte las conductas dolosas, nadie quiere ser participe en estas desagradables circunstancias.

Desde la Fundación A de Ayuda Tráfico hemos detectado la ausencia de solicitudes de ayuda de accidentados que,  de alguna manera, han podido ser involuntariamente responsables del accidente. No es nuestra competencia juzgar las conductas que han provocado tal accidente, para ello existen los organismos correspondientes dotados de todas las garantías posibles, si no que nuestra función consiste en ofrecer a toda persona involucrada en un suceso de estas características, así como a sus familiares, una asistencia integral que permita reconducir sus vidas a su actividad normal.

Por ello queremos hacer hincapié en que esta Fundación abre sus puertas a todas aquellas personas que habiendo sufrido un accidente de tráfico, siendo causante o no (todas son víctimas), para que puedan ser atendidos de forma digna y con unos servicios de calidad que permitan recuperar, en la medida de lo posible, la vida que disfrutaban antes del accidente.

Impacto de la Publicidad sobre las Cifras de Muertos en carretera

Que la publicidad influye de manera significativa en el comportamiento del consumidor es algo que en pleno siglo XXI no se cuestiona, pero, ¿en el ámbito de la seguridad vial también ocurre lo mismo?

En las últimas semanas hemos comprobado como Estados Unidos https://www.youtube.com/watch?v=iSgdlPNfYGE y Holanda https://www.youtube.com/watch?v=1Ky_LJs9l6k han lanzado sendas campañas publicitarias de gran dureza para paliar los índices de siniestralidad en sus carreteras. ¿Qué se debería hacer para que una campaña publicitaria generase un mayor impacto entre la población?

Contamos con la experiencia de Juan Carlos Martínez, ex director creativo de la agencia LOWE España. “Influye (la campaña de publicidad). Es una realidad. Cada vez que hay una campaña para concienciar a la gente al volante, la tasa de siniestros desciende. Es difícil saber en que porcentaje pero lo cierto es que lo hace. Como ocurre con cualquier otro producto o servicio”. “Indudablemente, aunque todas las campañas son efectivas, las hay mejores o peores. Históricamente, cuanto más “fuertes” o impactantes son, por el mensaje o por las imágenes que se muestran, más efectivas son. No es cuestión de enseñar cosas horribles, sino que el mensaje llegue e impacte, pudiendo ser un mensaje positivo sin necesidad de dar miedo o rechazo.

 Según algunos expertos, “para lograr una reducción significativa en el número de muertos y heridos por accidentes de tráfico, es necesario incrementar también significativamente el nivel de dureza en los mensajes emitidos, después de un cierto periodo con publicidad más leve”. Estas conclusiones vienen a explicar que una campaña publicitaria con un nivel de dureza elevado marcaría un efecto significativo en el número de muertes en las carreteras siempre y cuando le precediese una o varias campañas de leves.

La Fundación A de Ayuda Tráfico y la Fundación Quirón acuerdan atender a víctimas de accidentes

Fundación “A” de Ayuda Tráfico y la Fundación Quirón han firmado en Zaragoza un acuerdo para colaborar conjuntamente en la atención, el asesoramiento y la orientación de los accidentados de tráfico que sean atendidos en los hospitales del Grupo Quirón.

El acuerdo de cooperación ha sido firmado por el Presidente de la Fundación “A” de Ayuda Tráfico, José Ignacio Doval, y la presidenta del Grupo Hospitalario Quirón, Pilar Muro Navarro.

Gracias a este acuerdo ambas fundaciones podrán atender directamente a los accidentados de tráfico a través de distintos puntos de atención presencial en los centros.

Además, a través de protocolos de actuación se ofrecerá consejo especializado a las víctimas.

Convenio colaboracion Andade-Fadeayuda

Convenio ANDADE y Fundación a de Ayuda Tráfico, para colaborar en la ayuda a amputados por accidentes de tráfico.

La Fundación a de Ayuda Tráfico, consciente de la importancia de la atención a lesionados de tráfico graves, que han sufrido la amputación de alguno de sus miembros, ha firmado un convenio de colaboración con la Asociación de Amputados ANDADE.

Un acuerdo de colaboración importante en éste año que empezamos 2014, ya que la segunda causa  de amputación de miembros en España, por detrás de las amputaciones debidas a problemas vasculares y diabetes, son las amputaciones traumáticas a consecuencia de accidentes de tráfico, que se convierten en la primera causa cuando hablamos de gente joven y de mediana edad.

La segunda causa  de la amputación de miembros en España, por detrás de las amputaciones debidas a problemas vasculares y diabetes, son las amputaciones traumáticas a consecuencia de accidentes de tráfico, que se convierten en la primera causa cuando hablamos de gente joven y de mediana edad.

Todos los esfuerzos de seguridad de los trazados o las campañas de sensibilización de la Dirección General de Tráfico son bienvenidos y necesarios para evitar los accidentes de tráfico, pero el hecho es que las carreteras cada vez son mejores, los coches son más potentes y el automóvil es el medio de transporte más habitual en grandes y pequeños desplazamientos, lo que fomenta que sigan existiendo altos índices de siniestralidad.

Si bien cualquier amputación es extremadamente dolorosa, las personas que pierden uno o más miembros a consecuencia de un accidente, sufren un shock físico y psicológico tremendo.  Por eso, una de las preocupaciones de ANDADE (Asociación Nacional de Amputados de España) es la atención inmediata de estos pacientes, para lo que es fundamental tener conocimiento del hecho e ir a trasmitir a la misma habitación del hospital, nuestro ánimo y experiencia así como ofrecer nuestra ayuda en todo el proceso.

En esta misma línea, ha surgido la Fundación FADEAYUDA ( Fundación de Ayuda a los Accidentados de Tráfico) con el objeto de paliar, en la medida de lo posible, los efectos físicos y psíquicos (para los que dispone de psicólogos especializados) que sufren las personas que han sufrido un accidente. A las secuelas que pueda sufrir la víctima, se une el desconocimiento de ésta o de su familia sobre qué hacer, a quién avisar o quién se va a responsabilizar del accidente, asesoramiento y ayuda valiosísima que también presta la federación.

Así, ANDADE Y FADEAYUDA, tienen un objetivo común: la ayuda a las víctimas desde el mismo momento del accidente, por eso han decidido unirse en esta ardua labor y firmar un convenio de ayuda mutua para, en primer lugar, aumentar los cauces de información de la existencia de víctimas de accidentes de tráfico, aumentar la presencia de las dos entidades en los hospitales de la red sanitaria española, dispensar ayuda psicológica a la víctima y/o a su familia y promover actos, jornadas, etc. relacionados con el tema.

La firma del convenio se ha realizado en Valladolid (instalaciones del Hotel Novotel) por el presidente de Fadeayuda, D. José Ignacio Doval y el presidente de Andade,  D.Carlos Ventosa.

En la foto de izquierda a derecha, Don Carlos Ventosa, Presidente de Andade y  Don José Ignacio Doval, Presidente de Fadeayuda
ANDADE.

 

Convenio ANDADE y Fundación a de Ayuda Tráfico, para colaborar en la ayuda a amputados por accidentes de tráfico.
Convenio ANDADE y Fundación a de Ayuda Tráfico, para colaborar en la ayuda a amputados por accidentes de tráfico.
Convenio de colaboración para ayuda a accidentados de tráfico.
Convenio de colaboración para ayuda a accidentados de tráfico.
Convenio ANDADE y Fundación a de Ayuda Tráfico, para colaborar en la ayuda a amputados por accidentes de tráfico.
Convenio ANDADE y Fundación a de Ayuda Tráfico, para colaborar en la ayuda a amputados por accidentes de tráfico.

 

Mínimo histórico en el número de muertos por accidente de tráfico en 2013

2013 ha resultado ser un año significativamente mejor que los anteriores, remontándonos a 1960, en lo que a muertes por accidentes de tráfico se refiere.

En este sentido, este pasado 3 de enero ha saltado la noticia en todos los medios de comunicación de que la cifra de mortalidad en las carreteras españolas no ha superado los mil y ha registrado un descenso del 13,3%.

Cabe destacar que esta cifra ha sido incluso más baja que en 1960 con 30 millones más de coches en el parque automovilístico. Además, entre 2005 y 2013 se ha reducido en un 65% el número de víctimas mortales.

Aunque estas cifras son aún provisionales y se refieren a accidentes mortales ocurridos en vías interurbanas, han arrojado síntomas favorables para la reducción de la mortalidad en nuestras carreteras.

En este sentido, a la vista de los datos, la accidentalidad en carretera ha descendido por décimo año consecutivo.

Otro dato reseñable lo encontramos en que se han contabilizado 29 días en los que no se ha producido ningún siniestro mortal como consecuencia de un accidente en vías interurbanas.

Características de la siniestralidad

  • El 77% de los accidentes han recaído en el sexo masculino
  • Ha descendido el número de muertos en el grupo de entre 35 y 44 años
  • Las carreteras convencionales han seguido siendo las vías donde ocurren el mayor número de accidentes de tráfico
  • Los fallecidos en autovía se han reducido un 19%
  • La salida de la vía y los atropellos a peatón son las situaciones que más fallecidos acarrea
  • Los fallecidos en turismo han descendido un 18%

A la vista de los datos, se han producido diferencias significativas con respecto a muertes en las carreteras en la última década, no obstante, aún son muchas las personas que pierden la vida en nuestras carreteras.

Por ello, la Fundación sigue recomendando encarecidamente el uso del cinturón de seguridad así como el del casco, ya que son factores determinantes en un accidente de tráfico.

Desde la Fundación A de Ayuda a Tráfico queremos dar nuestro más sentido pésame a todas las personas que han perdido a un ser querido en las carreteras españolas. Además, manifestamos nuestro propósito de seguir ayudando, como lo hemos venido haciendo, a todas las personas que han sufrido accidentes graves de circulación para devolverles su proyecto de vida.

Enlaces relacionados:

Trastorno de estrés postraumático: definición y características

El trastorno de estrés postraumático (TEPT) es un trastorno de ansiedad. Su característica principal es la aparición de síntomas propios que sigue a la aparición de un acontecimiento estresante y extremadamente traumático en el que el individuo se ve envuelto en hechos que representan un peligro real para su vida o cualquier otra amenaza para su integridad física.

Los síntomas no, necesariamente, aparecen en personas que han vivido en primera persona el acontecimiento traumático sino que puede manifestarse en familiares u observadores cercanos al hecho.

El TEPT se manifiesta aproximadamente en un 20% de las personas que sufren un acontecimiento traumático (Casado, M 2003).  También se ha observado que las víctimas de estos sucesos superan la situación sin aparente dificultad, sin apreciar secuelas psicológicas relevantes.

Características del TEPT

Las principales características que definen este trastorno son:

  1. Exposición a un acontecimiento traumático: Haber presenciado la muerte o amenaza para la vida y/o haber reaccionado con temor u horror intensos.
  2. Reexperimentación del suceso traumático: Se produce a través de recuerdos, pesadillas, flashback o reacciones fisiológicas ante estímulos similares.
  3. Embotamiento emocional: Puede ser que el individuo sea incapaz de recordar el suceso y puede ir asociado a una pérdida significativa de su vida afectiva. A veces manifiestan la sensación de un futuro desolador.
  4. Sobractivación: Sucede cuando el sujeto manifiesta insomnio, irritabilidad, hipervigilancia o dificultades de concentración.

Estos síntomas deben prologarse más de un mes para poder considerarlo como TEPT.

En caso de padecer este tipo de síntomas, la mejor opción es acudir a un especialista que lo pueda valorar de maneja objetiva.